Crítica

Bayrol Jiménez. Pasado y presente visto desde México

Enviar a un amigo   Imprimir

Siempre se ha dicho que el dibujo es el primer pensamiento visual del artista. En algunos casos, se trata de bocetos preparatorios para otras obras, pero, en otros, constituyen obras totalmente acabadas. Este es el caso de Bayrol Jiménez, que ahora expone en la galería Luis Adelantado. Un artista que pertenece a una generación de autores mexicanos que se han decantado por el dibujo y la figuración como eje fundamental de su obra. 


Una generación sobre la que ha puesto su mirada la galería de Luis Adelantado, que cuenta con una espléndida sucursal en México, y a la que pertenecen nombres como Emilio Valdés o Marcos Castro (quienes expusieron reciementemente en este mismo espacio). El trabajo de todos estos autores se caracteriza también por la creación de un universo propio íntimamente ligado a su experiencia vital y a la actualidad que les rodea. En el caso de Bayrol Jiménez, su trabajo se nutre de los objetos e imagenes que encuentra a su paso durante los largos paseos que acostumbra a realizar en su ciudad natal, Oaxaca, o en las ciudades que visita durante sus viajes. Un imaginario al que hay que sumar la influencia de los grandes maestros de la historia del arte pero también de los dibujantes de cómics.


Y es que en la pintura de Bayrol Jiménez, podemos encontrar desde la violencia de las cabezas decapitadas de Caravaggio hasta la dureza de los desastres de la guerra de Goya. La violencia de las pinturas de Goya responde a la crueldad propia de cualquier conflicto armado pero la de Caravaggio procede de la multitud de ejecuciones públicas que tuvieron lugar en el cambio del siglo XVI al XVII, con motivo del jubileo. De entre estas ejecuciones, tuvo especial impacto social el juicio de los Cenci. Este apellido correspondía a Francesco Cenci, un tiránico padre que maltrataba a su mujer y violaba a su hija, por lo que éstas dos con ayuda de uno de sus hijos decidieron acabar con la vida del patriarca de la familia. Fueron condenados a muerte en una de las ejecuciones más atroces que se recuerda. La madre y la hija (joven y de gran belleza) fueron decapitadas, al hijo le arrancaron la carne en vivo y el otro hijo fue obligado a presenciarlo todo. Pasados cuatros siglos, las cosas no han cambiado tanto. Esta misma violencia se puede encontrar hoy en día en ciertos puntos localizados de México debido a la guerra entre los cárteles de la droga. Una violencia que antes se ejercía en las plazas públicas y que ahora se exhibe en los medios de comunicación, plazas públicas del mundo actual, y fuente de inspiración para artistas como Bayrol Jiménez.


En cuanto a la influencia del cómic en su obra, podemos ver claramente referencias a grandes dibujantes como Robert Crumb o Moebius, no en vano Bayrol Jiménez ha desarrollado parte de su cárrera en Francia, un país donde el cómic ("le bande dessinée") tiene un gran número de seguidores. Y, al igual que en los cómics, la narración tiene una gran importancia en la obra de Bayrol. Muchas de sus obras son pequeñas narraciones inspiradas en la literatura, pues en alguna de ellas podríamos incluso encontrar un cuento de Borges o de Roberto Bolaño.


Por último, añadir que Bayrol Jiménez proviene de Oaxaca, una localidad mexicana que en los años setenta y ochenta experimentó un boom de artistas plásticos encabezados por autores como Rufino Tamayo o Francisco Toledo, llegando a hablarse de la Escuela de Oaxaca. Una herencia que llegó a cegar el surgimiento de nuevos estilos pero que autores como Bayrol Jiménez están ayudando a refrescar actualmente. Una buena prueba de ello puede observarse actualmente en la galería Luis Adelantado de Valencia.


BAYROL JIMÉNEZ. LandEscape

GALERÍA LUIS ADELANTADO. VAL



Volver a la página anterior
  Inglés | Español

 

Trailer del documental
"Valdés como pretexto"

© 2010 www.perfectwide.com. Todos los derechos reservados.