Crítica

La influencia de Warhol

Enviar a un amigo   Imprimir

¿Es Andy Warhol el artista más influyente de los últimos 50 años? A museos como el MOMA, el Metropolitan o el Guggenheim se les presupone una mayor facilidad a  la hora de organizar exposiciones que den respuesta a este tipo de preguntas dado el prestigio de su marca, la calidad de sus colecciones (que facilita el intercambio de préstamos con otros museos) y la calidad y cantidad de sus recursos humanos (solo el Metropolitan dispone en su plantilla de 160 conservadores). Quizás por ello también se les exiga más a la hora de juzgar sus iniciativas. En esta ocasión, ha sido el Metropolitan el museo que se ha atrevido a contestar a la pregunta inicial y el visitante que se adentre en la exposición titulada "Mirando a Warhol: sesenta artistas, cincuenta años" quizás salga sin haber hallado la respuesta.


Una de las comisiarias de la muestra, Marla Prather, ya aclara en su texto que no se trata de discutir sobre el artista más importante de los últimos 50 años, donde muchos podrían haber argumentado que Robert Rauschenberg o Jasper Johns estaban por encima de Warhol, sino sobre el artista que más habría influido tanto en autores contemporáneos como posteriores. Para argumentar esta tesis, la exposición se ha estructurado en cinco secciones: "Noticias diarias: de la banalidad al desastre", "El retrato: celebridad y poder", "Estudios gays: camuflaje y desplazamiento de identidades", "Imágenes de consumo: apropiación, abstracción y serialidad" y "Sin límites: negocio, colaboración y espectáculo". 


Quizás sea cierto que todos estos conceptos estén incluídos en la obra de Warhol pero tampoco hay que pensar que él tiene el monopolio sobre los mismos. Cuando se habla de la influencia de un autor, se presupone que fue el primero en abordar un tema, desarrollar una técnica o fijar su atención en algún aspecto determinado, pero algunos de los 60 artistas incluidos en la muestra, como Alex Katz, Gerhard Richter o Sigmar Polke, trabajaron de forma simultánea, cuando no anterior, a Warhol, por lo que es difícil saber si fue primero el huevo o la gallina.


Y es que, a pesar de lo que piensa gran parte del público, Andy Warhol no tiene ni tan siquiera la paternidad el arte pop. Este movimiento surgió en Londres en 1956 con la exposición "This is tomorrow" organizada por el Institute of Contemporary Arts (ICA) en la que se expuso la que se considera la primera obra pop: "Just what is it makes that today's homes so different, so appeling?" ("¿Exactamente qué es lo que hace a los hogares de hoy en día tan diferentes, tan atractivos?" de Richard Hamilton, principal exponente del denominado "Independent Group", cuyo crítico de cabecera, Lawrence Alloway, fue quien acuñó por primera vez el término "pop".


Asimismo, el apartado del retrato quizás sea uno de los más forzados. El retrato es uno de los géneros más antiguos de la pintura y el hecho de que Warhol cultivara esta faceta centrada en celebridades de su época, no aporta gran novedad a la historia del arte, quizás sí su estilo inconfundible, pero ¿qué sentido tiene exponer esas series de retratos con los realizados de Philip Glass por Chuck Close (una obra magnífica) o los de Alex Katz?


Uno de los aciertos de la exposición se puede ver en la parte final cuando se reproduce la célebre exposición de Warhol en la galería de Leo Castelli en 1966 en la que se empapelaron las paredes de la sala con su serie de vacas fluorescentes y los globos plateados de helio en el techo, todo al son de la música de la Velvet Underground. O el diálogo que se establece entre el cuadro de botellas verdes de Coca Cola de Warhol y la obra de Ai Wei Wei titulada "Vasija neolítica con el logo de Coca-Cola". Unas luces que no logran superar las sombras de una exposición que presenta un montaje confuso y una iluminación plana, totalmente impropia de un museo del prestigio del Metropolitan, además de algunas ausencias destacables como la de Thomas Hirshhorn, como apunta de forma acertada la crítica de arte de The New York Times Roberta Smith.


Esta exposición coincide en el tiempo con una dedicada en la Fundación Bancaja de Valencia a la obra gráfica de Warhol. La gran afluencia de público de ambas exposiciones ponen de manifiesto que, más que Warhol, el pop art ha sido uno de los movimientos que más ha influido en el mundo del arte y que más ha calado en la sociedad.


MIRANDO A WARHOL: SESENTA ARTISTAS, CINCUENTA AÑOS

METROPOLITAN MUSEUM. NUEVA YORK

COMISARIOS: MARK ROSENTHAL Y MARLA PRATHER

HASTA EL 31 DE DICIEMBRE DE 2012

**




Volver a la página anterior
  Inglés | Español

 

Trailer del documental
"Valdés como pretexto"

© 2010 www.perfectwide.com. Todos los derechos reservados.